“Me traumatizaron”: una estrella de ‘Eternals’ terminó en terapia por las críticas

Eternals

Han pasado ya más de dos años desde el estreno de Eternals, una película de Marvel que, por decirlo suavemente, no ha entrado en el corazón del público. Dirigida por Chloé Zhao, introdujo en el MCU a una serie de héroes poco conocidos incluso para los fans de los cómics, entre ellos uno interpretado por Kumail Nanjiani.

El actor asumió el papel de Kingo y, al parecer, las críticas contra la película le afectaron especialmente. De hecho, durante una aparición como invitado en el podcast de Michael Rosenbaum, habló de cómo las críticas negativas impactaron profundamente en su salud mental.

Las críticas eran malas y yo era muy consciente de ello», explica el actor, «las leía todas y me preocupaba por todo». Y añadió: ‘Fue realmente difícil, Marvel pensó que la película tendría buenas críticas, así que levantaron el embargo muy pronto y la llevaron a algunos festivales, nos llevaron por todo el mundo para promocionar la película bien justo después de la fecha límite’, dijo, haciendo también referencia al Festival de Cine de Roma, donde se presentó.

Kumail Nanjiani, cuyo personaje junto a Phastos (Brian Tyree Henry) y Sersi (Angelina Jolie) fue secuestrado por Ashirem en el final y al que por tanto también podríamos volver a ver en la anunciada secuela, también acabó en terapia por culpa de esas críticas: «Creo que había algo extraño en el ambiente por lo que Eternals fue tan destrozada, no creo que tuviera mucho que ver con la verdadera calidad de la película. Fue difícil, me pareció injusto y ya no puedo abordar el trabajo así. Algo tenía que cambiar, acabé en terapia. Todavía hablo con mi terapeuta de esas cosas».

Su mujer, Emily V. Gordon, también afirma que «todo aquello me traumatizó». Eternals cuenta actualmente con un 47 por ciento de crítica en Rotten Tomatoes, mientras que el índice de audiencia se sitúa en el 77 por ciento.¿Merecía realmente la película esas críticas?.

© REPRODUCCIÓN RESERVADA